Cambiar tamaño del texto: A+ | Normal | A-
Política de Cuidados: una apuesta a la inversión social en Uruguay

El cuarto pilar

Julio Bango, secretario Nacional de Cuidados
Fecha: 30/10/2017
Autor: Presidencia de la República

El cambio en la matriz de protección demostró que fue correcta la estrategia de apostar a la inversión social, aun en contextos de incertidumbre económica, dijo el secretario nacional de Cuidados, Julio Bango, en el marco de la Conferencia CEPAL. Agregó que hay muchos países latinoamericanos interesados en conocer detalles del Sistema de Cuidados en Uruguay, el único implementado en la región, y que representa un avance más en la agenda de derechos.

A los demás países de América Latina y el Caribe les llama la atención que Uruguay apostara en 2014, cuando las economías regionales se replegaban, por crear un sistema como el de cuidados, que representa un avance más en la agenda de derechos, señaló Bango en el foro “El Sistema Nacional Integrado de Cuidados. Avances y desafíos de la política”.

Esta actividad se realizó en la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de la República, en paralelo a la segunda reunión de la Conferencia Regional sobre Desarrollo Social de América Latina y el Caribe y el IX Foro Ministerial para el Desarrollo de América Latina y el Caribe.

Bango dijo que muchos países integrantes de la Comisión Económica de América Latina y el Caribe (Cepal) están interesados en conocer detalles del Sistema de Cuidados en Uruguay, porque es el único en funcionamiento en la región.

“Aprendimos que, en momentos de crisis, las soluciones que se implementaron antes con las políticas neoliberales fueron desajustes estructurales que generaron más desigualdad y mayor pobreza, y que eso, empíricamente, ha mostrado que es una receta que no funciona”, indicó.

En tal sentido, dijo que la apuesta del gobierno uruguayo fue ir a más en términos de una política de cuidados que mejore las condiciones para la inserción laboral de las mujeres en la medida en que sus hijos puedan estar en servicios de cuidados infantiles.

Destacó que la política de cuidados se ve desde América Latina como una apuesta a la inversión social, para que el país pueda salir adelante y para que se den las condiciones para crecer económicamente. Subrayó que, “si no hay inversión social, el país tampoco va a poder crecer económicamente”.

Bango agregó que el cambio en la matriz de protección social demostró que ha sido correcto el enfoque de apostar a la inversión en ese sentido, aun en contextos de incertidumbre económica.

El Sistema de Cuidados está en pleno despliegue en todo el país con la inauguración y ampliación de Centros de Atención a la Infancia y la Familia (CAIF), jardines de infantes de la Administración Nacional de Educación Pública y el lanzamiento de casas de cuidados en Montevideo y Canelones.

A ello se agregan los programas de Asistentes Personales para Personas con Discapacidad Severa y de Teleasistencia para Personas con Dependencia Moderada, así como los centros diurnos para personas de más de 65 años, últimos servicios que se están implementando y donde podrán socializar y realizar estimulación física y cognitiva.

Bango adelantó que en noviembre se entregarán 1.000 certificados de formación a las personas que terminen los cursos de atención a la dependencia, que se agregan a las más de 500 ya formadas, demanda que supera las 10.000 personas. También el mes próximo se lanzará, en el marco del Sistema de Cuidados, un plan de mejora de calidad de las residencias de larga estadía junto con el Ministerio de Salud Pública.